domingo, 25 de agosto de 2013

Hallado un nuevo ejemplar de huevo de ratites cerca de Famara


En 2010, un equipo de paleontólogos dirigido por el experto en aves extinguidas Antonio Sánchez Marcos llegó a Lanzarote para continuar con unas investigaciones que comenzaron en los años 60. Han hecho un viaje por las entrañas de Órzola y del macizo de Famara, al norte de la isla de los volcanes, buscando evidencias de la que podría ser la fauna de vertebrados terrestres más antigua del archipiélago canario. Ya varios estudios, realizados en diferentes etapas del siglo pasado, alertaron sobre la presencia de fósiles en ambos yacimientos del mioceno. Los científicos han desempolvado los estudios para resolver los enigmas que encierra la presencia de esas especies en esa tierra. Localizaron, en una de las primeras campañas, huevos de ratites, un ave similar al avestruz. También parte de la estructura ósea de una pequeña serpiente y caparazones de tortuga.
En la cuarta expedición científica, que concluyó hace pocos días, se localizó un séptimo huevo de ratites. Está en excelente estado de conservación, hueco, y se localizó en el yacimiento de Valle Grande, cercano a Famara.
El hallazgo mantiene en el aire las mismas preguntas que tenían los investigadores al llegar a esta tierra: ¿Cómo llegaron a Lanzarote unas aves de las que se cree no podían volar? ¿Cuándo se extinguen y por qué? Son las incógnitas a despejar en una ecuación cuyo resultado hará que se incluyan serias modificaciones en lo que se conoce a día de hoy de la historia de Canarias.
Este descubrimiento da paso a todas estas preguntas, ya que no hay constancia de la presencia de avestruces en otras islas surgidas de la plataforma oceánica. Si bien es cierto que los interrogantes siguen sin ser resueltos, estas actuaciones han permitido avanzar en el conocimiento de los enclaves donde se ubican los yacimientos. También, gracias a esta reciente investigación, se amplió el perímetro de búsqueda. Por su ubicación y datación, entre 5,3 y 6 millones de años, se puede contemplar quizá un mayor lapso temporal de la presencia de ratites en ese Lanzarote primigenio. Se descarta, además, algunas de las explicaciones que se habían dado en el pasado para justificar el hallazgo de estos huevos. Por ejemplo, la de una unión geográfica temporal con el continente africano.

elmundo

este tipo de avestruz vivía cuando todo el mundo estaba unido en un solo continente (Gondwana) pero las Islas Canarias no existían, estas son posteriores y se formaron tras la separación de äfrica y América, si el ave no vuela no se netiende qué puede hacer ahí, quizás son de una época en la que cubría muy poco en el mar 

4 comentarios:

Verónica dijo...

La vida es un misterio, quizás algún día tengamos explicaciones a cosas que no entendemos.
Besos, feliz noche Silvo

silvo dijo...

Tenemos mucho que aprender Verónica, si hasta parece un reto diseñado por una mente muy superior, aprendemos y nuevos retos delante, en fin lo bueno es avanzar ante esa perspectiva, besos y buena semana!

Amapola Azzul dijo...

habrá que investigarlo.

silvo dijo...

Sí, hay tema importante ya que no se sabe como ese huevo puede estar en ese lugar, besos Amapola Azzul!