martes, 20 de agosto de 2013

Hallado muerto en su apartamento Lee Thompson, actor de Disney


El actor estadounidense Lee Thompson Young, conocido por la famosa serie de Disney 'The Famous Jett Jackson' se suicidó en su casa de Los Ángeles, ha informado su portavoz al portal de noticias del espectáculo TMZ.com.
La policía ha confirmado según 'People.com' que el cuerpo sin vida del actor de 29 años fue encontrado en su vivienda en Los Ángeles.
Thompson Young actuó en numerosas series de TV, entre ellas en la comedia hospitalaria 'Scrubs', e hizo de detective en 'Rizzoli & Isles' para el canal TNT, con lo que consolidó su presencia en las series televisivas.
De igual forma participó en varias películas para la TV como 'Johnny Tsunami' (1999) y 'Redemption: The Stan Tookie Williams Story' (2004) y 'The Hills Have Eyes 2' (2007), consolidándose en la actuación.
La productora de TNT, Janet Tamaro, ha emitido un comunicado en el que ha señalado que en la serie de televisión todos los actores y el equipo de producción están impactados y devastados por la noticia, ya que veían a Thompson como parte de la familia.

elmundo


Descanse en paz, mi pésame a famila, seres queridos y seguidores

8 comentarios:

Rafa Hernández dijo...

Joder que pena, y en plena flor de la vida. Descanse en paz.

Un abrazo silvo.

Amapola Azzul dijo...

Mi pésame también, Un abrazo a todos ellos.

Boris dijo...

Sean cuales sean las causas de la muerte a esa edad es una tragedia, tenia futuro por delante, es una pena DEP

silvo dijo...

Cierto Rafa, una auténtica pena, un abrazo!

silvo dijo...

Descanse en paz, besos Amapola Azzul!

silvo dijo...

Todo un caerrerón, cuesta creer que tantos con un futuro tan brillante no continúen en su muy buena labor, en fin e muy triste, saludos Boris

Verónica dijo...

Una persona tan joven...
El suicidio nunca debería verse como una salida.
Descansa en paz Lee.
Besos

silvo dijo...

No debería de serlo, falta haría que sepan que o es eterno nado (como bien explicaste tú en un post), descanse en paz, sí, besos y buena noche Verónica!