viernes, 22 de marzo de 2013

Un elefante marino deambula despistado por las calles de Balneario Camboriú (Brasil)



Este mamífero pinnípido, cuyos machos adultos pueden llegar a pesar los tres mil kilos, salió del mar a través de una de las playas de las localidad turística de Balneario Camboriú, al sur de Brasil para continuar su paseo por la Avenida Atlántica, una de las calles más concurridas de la zona.
Para asombro de ciudadanos y visitantes, el animal cruzó correctamente un paso de cebra y continúa su camino hasta encontrar por sus propios medios el océano del que había salido.
La policía cortó la circulación durante los veinte minutos que duró el periplo del elefante marino por esta zona y lo mantuvo en todo momento vigilado.
Los bomberos contribuyeron también al bienestar del animal mojándolo continuamente para mantener su gruesa piel bien hidratada y a salvo de fuerte calor de esta zona a la que estuvo expuesto casi dos horas.
Como es lógico, su paseo despertó la curiosidad y la admiración de los transeúntes que no dejaron de acompañarlo durante su recorrido peatonal.
Las autoridades creen que este ejemplar de elefante marino pesaba más de media tonelada. Por el momento se desconocen los motivos que podrían haber impulsado a este animal a salir de su hábitat natural, aunque es conocido que normalmente dejan el mar para aparearse.

telecinco

Será lo que vió en las playas lo que le hizo ir al interior jaja, por cierto ha ido por el paso cebra (más listo que muchos humanos), muy bien las autoridades a la espera de suceso como ha sido su feliz regreso al mar, aquí le tenemos en plena aventura

4 comentarios:

Verónica dijo...

Un espectáculo digno de ver, me ha hecho mucha gracia verlo por el paso de cebra, se ve qué sabe de normas jaja
Besos

silvo dijo...

Jajja al emnods parece saber aquello de "a donde fueres haz lo que vieres" jaja, besos y buen finde Verónica!

marga dijo...

A este no le pueden multar como al coche de nieve, jajaja

silvo dijo...

No jajaja, besines marga!