sábado, 4 de mayo de 2013

Perra adoptada salva la vida de un bebé

Rachelle Wiertz es una joven holandesa madre de dos niños, uno de ellos de pocos meses de edad. A principios de este año decidió adquirir una mascota. Tomada la decisión, valoró varias alternativas, inclinándose finalmente por participar en un programa de adopción de perros en España. De esta forma escuchó hablar por primera vez de Mieres y de su albergue, gestionado por la Asociación Protectora de Animales El Trasgu, que le envió a su casa una pequeña perra mestiza, un animal inquieto, pero muy cariñoso. Wiertz pensó que había encontrado la compañía perfecta para sus hijos, pero no sospechaba que el nuevo miembro de la familia, de nombre «Zoe», salvaría la vida a su bebé.

Rachelle Wiertz vive junto a su marido y sus dos hijos pequeños en una casa con jardín situada en un pueblo cercano a Amsterdam. «Zoe» se integró perfectamente y en pocas semanas se convirtió en un motivo más de alegría para la familia. La perra, colmada de atenciones, respondía a sus dueños con constante muestras de cariño. Pronto se aficionó a dormir junto a la cuna del bebé, pasando toda la noche plácidamente sin hacerse notar. Así fue hasta la pasada semana. De repente, una noche, los ladridos de la perra despertaron a Rachelle Wiertz . Entró en la habitación de sus hijos y se encontró a «Zoe» muy inquieta. «Eran las 5 de la mañana y éste no era un comportamiento habitual en la perra», explicó la madre a los responsables de la protectora holandesa SOS Strays. Preocupada, la mujer decidió sacar a «Zoe» al jardín para intentar tranquilizarla: «La perra se negó e insistía en permanecer al lado de la camita del bebé, sin parar de ladrar». La serenidad de la madre pronto dio paso a un inquietante pálpito. De repente supo que algo malo estaba pasando. Se abalanzó sobre la cuna casi instintivamente y se encontró a su hijo pequeño aparentemente sin vida. No respiraba y su rostro tenía una alarmante tonalidad azul.

«Zoe» salvó la vida al bebé. Su madre se encargó de reanimarle, respondiendo bien el pequeño, que posteriormente fue trasladado a un hospital. Los médicos explicaron a los padres que todo había sido debido a una convulsión por fiebre. «Si "Zoe" no hubiera ladrado, habríamos encontrado muerto a nuestro bebé por la mañana», reconoció con alivio Rachelle Wiertz, que nunca podrá agradecer suficientemente a su perra mierense su enorme instinto protector.

«Zoe» es uno de los 35 perros que durante los últimos meses han sido mandados a Holanda desde el albergue de animales de Mieres gracias a un convenio de colaboración entre la asociación local El Trasgu y la protectora SOS Strays, con sede en Amsterdam. Cuando la primera de las citadas entidades asumió la gestión de la perrera de La Peña, «Zoe» era una más dentro de un grupo de unos 80 canes sin hogar que se encontraban acogidos en la instalación. Sus dueños la habían abandonado, dejándola desamparada. En el albergue mierense encontró un salvavidas. Los integrantes de El Trasgu la cuidaron y posteriormente la seleccionaron para que iniciara una nueva vida en Holanda: «Siempre decimos que cuando alguien abandona un animal no sabe a lo que está renunciando y, en este caso, se ha demostrado que una pequeña perra te puede cambiar la vida, o incluso salvártela», señalaron ayer los miembros de la protectora asturiana. Los integrantes de SOS Strays y de El Trasgu están emocionados tras conocer la historia de «Zoe». «Se trata de un hecho extraordinario y emocionante y confiamos en que sirva para que la sociedad se dé cuenta de lo importante que es dar una segunda oportunidad a estos animales», señalaron desde las protectoras.

«Zoe» forma parte de un grupo de once perros del albergue de Mieres que han sido adoptados en Holanda. Otros 24 animales están bajo los cuidados de SOS Strays esperando poder encontrar un nuevo hogar en el norte de Europa. «Zoe» se ha convertido en su mejor carta de presentación

lne

Maravillosa esta perra que viajó de Mieres (alguien la abandoní) a Holanda y salvó una vido, ya no la avandonarán nunca más

4 comentarios:

Verónica dijo...

Silvo, se me eriza la piel leyendo.
Hermosa perra, le deben tener con ellos a su hijo sano y salvo, merece todo el cariño que le den y más.
Besos

silvo dijo...

es superinteresante, claro que la querrán y para siempre, sin duda, qué pensarán las que la abandonaron, besos y buena tarde Verónica!

Ca Laro dijo...

Fiel e inteligente animal, sin dudas no lo abandonarán más. Que tengas una gran semana, saludos cordiales

silvo dijo...

Esa perra tendrá lo que le negaron antes, cuanto la querrán ahora!, saludos Ca Laro!