sábado, 3 de noviembre de 2012

Anglés sigue sin aparecer


Veinte años después del asesinato de Miriam, Toñi y Desireé, las tres niñas de Alcàsser, sigue sin conocerse el paradero de Antonio Anglés, considerado el autor material de los crímenes. Mientras, Miguel Ricart, el único detenido por los hechos, cumple en prisión una condena de 170 años.
El próximo día 13 se cumplen dos décadas de la desaparición de las tres menores de entre 14 y 15 años, que fueron vistas por última vez cuando se dirigían desde Alcàsser, una población muy cercana a Valencia donde residían con sus padres, a la discoteca "Coolor" de la vecina Picassent, a la que nunca llegaron.
Se inició entonces la búsqueda de las adolescentes, que concluyó el 27 de enero de 1993 cuando un agricultor descubrió en el paraje de La Romana, cerca de la presa de Tous, una fosa en la que las menores estaban semienterradas.
La autopsia reveló que Miriam, Toñi y Desireé fueron torturadas y violadas antes de ser asesinadas

elmundo

Este tipo ha desaparecido hace 20 años por lo que lo más probable es que no este vivo y hayan desaparecido su cadáver, en esta sociedad ya es muy difícil desaparecer del todo y este lo ha hecho

2 comentarios:

Verónica dijo...

Es horrible, que pasen estas cosas.
Besos

silvo dijo...

Tremendo, no se como se puede actuar así, un abrazo y buena noche Verónica!