sábado, 8 de diciembre de 2012

Derriban el edificio que estaba en medio de la autopista en China

Según informó Radio Internacional de China, el edificio, en la localidad de Wenling (provincia oriental de Zhejiang), fue finalmente derruido por las excavadoras el 1 de diciembre, ya que el último inquilino de la casa, Luo Baogen, de 67 años, y su esposa acordaron marcharse a cambio de 260.000 yuanes (unos 41.000 dólares) y un solar para construir una nueva vivienda.
Luo no había aceptado la indemnización de unos 35.000 dólares que sí aceptó el resto del vecindario -habitantes de más de 450 edificios, que fueron demolidos-, por lo que resistió más de un año en el lugar, exigiendo durante meses que al menos se le compensara con 96.000 dólares.
Este desacuerdo no detuvo las obras de la carretera, que sencillamente rodearon la casa de asfalto a la espera de que el contumaz inquilino se marchara.
Estos casos en los que una vivienda resiste durante meses o años en medio de unas obras son relativamente frecuentes en China, donde existe incluso un apodo para estas viviendas, las "casas clavo" ("dingzihu", porque permanecen tercamente "clavadas" en la tierra pese a las presiones de las constructoras).
Las espectaculares imágenes de la vivienda publicadas este mes en la prensa de todo el mundo dieron a Luo y su esposa más fama y posibilidades de negociación, que les permitieron lograr una compensación algo mayor que la de otros vecinos que habían dejado el lugar meses antes.
La casa fue demolida un día después de que el anciano firmara el acuerdo de compensación con el gobierno local, que construye en la zona una carretera para conectar Wenling con su nueva estación de ferrocarril.
"Nunca pensamos en vivir para siempre en una casa en medio de la carretera. Después de las explicaciones del gobierno finalmente decidí marcharme", señaló Luo, un granjero que se dedica a la cría de patos, en declaraciones a la agencia oficial Xinhua.
El caso de Luo recuerda a otra "casa clavo" que se hizo mundialmente famosa en el año 2007, en la ciudad central china de Chongqing, ya que la constructora en aquella ocasión cavó un foso de dos metros alrededor del edificio para intentar presionar a sus inquilinos Yang Wu y su esposa Wu Ping.
Éstos también resistieron tercamente, se convirtieron en "héroes nacionales" en las redes sociales chinas y la imagen de aquella "casa clavo" en medio de un solar también dio la vuelta al mundo.
Organizaciones como China Human Rights Defenders denuncian los abusos que los gobiernos locales y empresas constructoras cometen frecuentemente contra los propietarios de zonas donde quieren edificar, desde el impago de indemnizaciones hasta el uso de la violencia.

orange

Hablábamos el mes pasado, no se si os acordaréis de este caso y en esta URL:

http://drrobert-impresiones.blogspot.com.es/2012/11/un-matrimonio-chino-resiste-en-su-casa.html

Bien, la noticia es que han consegudo una mejor idemnización, se fueros de la casa y esta ha sido derribada, cuando el problema sale al exterior de China estos se miran algo, a mí no me ha pagado nadie por colaborara jaja, me alegro que haya habido acuerdo

6 comentarios:

Odorica dijo...

Silvo, o seara minunata, te imbratisez, Odorica

silvo dijo...

Muy buena noche y un abrazo Odorica!

Verónica dijo...

Y a nosotros tampoco por comentar, jaja.
Besos, buen finde

silvo dijo...

Jaja, no nos hantenido en cuenta, no jaja, besos y buena noche Verónica!

Ca Laro dijo...

La próxima vez habrá más de un inquilino pidiendo algo más, ja y bueno es su derecho, no es cosa linda seguramente que te obliguen a partir de tú hogar.
muy buena semana

silvo dijo...

Cundirá el ejemplo, la clave está en saber cual es el precio justo, bs Ca Laro!